Saltar al contenido
InicioC贸mo se llama el lago donde pescaban los ap贸stoles

C贸mo se llama el lago donde pescaban los ap贸stoles

Los ap贸stoles pescaron en el mar de Tiber铆ades, o de Genesaret, o de Galilea, como desees llamarlo.

Jes煤s Resucitado todav铆a es el centro de atenci贸n estos domingos. Indudablemente, la convicci贸n de que el Se帽or, a quien vieron humillado y crucificado, est谩 vivo marc贸 no solo el desarrollo de la Iglesia primitiva, sino m谩s bien asimismo el tiempo lit煤rgico en el que estamos. Este domingo, tras las primeras visualizaciones en Jerusal茅n, Juan nos muestra a Jes煤s con ciertos de sus ac贸litos, siete particularmente, a riberas del lago de Tiber铆ades.

La pesca prodigiosa

Introducci贸n

Nos encontramos familiarizados a leer interpretaciones de hechos y estos de Jes煤s en los Evangelios. Pero para un individuo que quiere a Jes煤s, puede quedarse corto. Precisa comprender mucho m谩s, tal como quien quiere a sus progenitores desea ver sus fotograf铆as de en el momento en que eran peque帽os y comprender todos y cada uno de los datos de su historia. Frecuentemente nos agradar铆a entender el 谩mbito donde vivi贸 Jes煤s, sus pr谩cticas y muchos datos que los evangelios solo esbozan o muestran como situaciones para argumentar lo que importa: promover la fe en Jesucristo en sus leyentes. Por consiguiente, vamos a abordar la escena evang茅lica desde un criterio diferente al frecuente; va a ser mucho m谩s cient铆fica, o sea, sabiendo hechos comprobables, tanto por el Evangelio como por la narraci贸n hist贸rica, as铆 sea por datos de temporada, restos arqueol贸gicos, sitios geogr谩ficos o datos biol贸gicos.

El 煤nico evangelista que cuenta la primera pesca prodigiosa es san Lucas (5, 1-11): 鈥淯na vez la multitud se reuni贸 a su alrededor para o铆r la palabra de Dios, estando 茅l al lado del lago de Genesaret , vio 2 barcas que estaban en la orilla; los pescadores, que hab铆an desembarcado, estaban lavando sus redes. Subiendo a entre las barcas, que era de Sim贸n, le solicit贸 que se alejara algo de tierra. Desde el barco, sentado, ense帽aba a la multitud.

Ut Unum Sint: Un ministerio de clemencia nacido de un acto de clemencia

芦Apacienta mis ovejas禄 (cf. Jn 21,15-19)nn. 90-93

El Obispo de Roma es el Obispo de la Iglesia que mantiene el testimonio del calvario de Pedro y Pablo: 芦Por un designio enigm谩tico de la Providencia, su sendero en el rastreo de Jes煤s acaba en Roma y en Roma 茅l da esta m谩xima prueba de amor y lealtad. Asimismo en Roma, Pablo, el Ap贸stol de los gentiles, da el testimonio supremo. La Iglesia de Roma se transform贸 de esta forma en la Iglesia de Pedro y Pablo鈥.

Mateo 28:9-diez Traducci贸n del lenguaje de hoy (NTV)

9 Mencionado lo anterior, Jes煤s los recibi贸 y los salud贸. Se aproximaron a 茅l, abrazaron sus pies y lo adoraron.

diez Entonces Jes煤s les ha dicho: 鈥淣o tem谩is. Corre y informa a mis ac贸litos, a fin de que vayan a Galilea; all铆 me van a ver.

Deja una respuesta

Tu direcci贸n de correo electr贸nico no ser谩 publicada. Los campos obligatorios est谩n marcados con *