Saltar al contenido
Inicio » Cuánto dura un embarazo de rana

Cuánto dura un embarazo de rana

La fecundación es externa y la hembra deposita los huevos en una película de espuma sobre la área del agua. Tiempo de gestación: precisamente a los 4 días van los renacuajos de los huevos. El avance de los renacuajos es retardado y tienen la posibilidad de pasar hasta tres años antes del comienzo de la metamorfosis.

Como progenitores jamás imaginamos que actos tan ‘sencillos’ como poner a nuestro hijo en el cabestrillo podría dañar su cadera o articulación, ¡pero es realmente posible! El fundamento es que en estos primeros meses de vida, los recién nacidos tienen que sostener posiciones concretas, entre ellas la de rana.

«En el útero, el bebé pasa bastante tiempo en situación fetal, lo que hace que las rodillas y las caderas estén dobladas o flexionadas. Esta situación provoca que, tras el nacimiento, las articulaciones demoren múltiples meses en estirarse de manera natural, desarrollo que puede conducir mucho más tiempo si el niño está sentado en el vientre de la madre”, detalla el Centro En todo el mundo de Displasia de Cadera.

Apareamiento de ranas

Las ranas con reproducción prolongada se desplazan todos los años a exactamente las mismas zonas de reproducción, a las que a veces deben efectuar largos viajes. Los machos acostumbran a llegar primero y aguardar en el agua a que las hembras se apareen, mientras que defienden su territorio del resto congéneres allí reunidos. Para captar las hembras y protegerse de otros machos, usan sus chillidos, que son de manera significativa mucho más intensos en individuos mucho más enormes y fuertes. Las hembras acostumbran a usar el canto como método selectivo en el momento en que desean seleccionar entre un macho u otro. Por otra parte, la superioridad numérica de los machos sobre las hembras en una sola región de reproducción puede lograr que deban competir entre ellos para hallar pareja. Los machos tienen la posibilidad de combatir para llegar a una hembra reproductora y, como producto de estos combates, varios mueren por asfixia o ahogamiento. En su afán por montar a una hembra, posiblemente no sean capaces de discernir entre un ejemplar fallecido, otro del mismo sexo o un elemento inanimado. Una vez que la hembra se aparea, ella deja el área, al tiempo que los machos pasan mucho más tiempo aguardando que lleguen otras hembras.

Las ranas fulminantes tienen rituales de apareamiento mucho más fugaces, puesto que los viveros con frecuencia se improvisan en el momento en que suceden causantes desencadenantes en el medioambiente, como precipitaciones intensas. En el momento en que un macho halla un espacio conveniente para aparearse, empieza a llamar a las hembras graznando a fin de que se asocien a él. El cortejo entre los dos sexos es muy corto, puesto que en general se apuran a aparearse antes que desaparezcan los fugaces charcos que se forman.

Cuentos para obsequiar esta Navidad

La rana con la boca grande

La rana con la Boca grande. Autora: Nathalie Dieterle. Editorial: Editorial Edelvives. Una historia que es una broma o una broma que se transformó en una historia. Una rana exhibe su enorme boca y hace al resto de animales, hasta el momento en que está con un cocodrilo que solo come ranas con la boca grande. Entonces deberás alardear de… ¡boca! Un libro muy entretenido que saca sonrisas a pequeños y mayores por igual. Te animo a que lo cuentes abriendo bastante la boca como la rana del cuento.

Su cuero para carteras

Enrique Richard estableció que tras la extracción de ranas para la venta de sus ancas, se camuflaba una segunda demanda, el tráfico de su piel. El experto presenció, y con enorme pesar, la operación de extracción de la piel del animal.

La piel de las ranas se emplea para llevar a cabo carteras que se cotizan en USA entre 70 y 120 dólares americanos. La información fue lograda por el biólogo Richard de exactamente los mismos colectores bolivianos que venden las pieles en salvaje.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *