Saltar al contenido
Inicio » Dónde duerme la tripulación de un barco

Dónde duerme la tripulación de un barco

Camarotes de tripulación Las camas tienden a ser literas. Todo lo preciso lo da la embarcación, si bien el precaución del camarote es compromiso de los ocupantes, quienes tienen la obligación de limpiarlo y sostener el orden conveniente.

ELEGIR UN LUGAR PARA DORMIR EN EL BARCO

Una vez decidido el fondeo, tras efectuar la maniobra y dejar el barco bien anclado en el fondo, es el instante de elegir qué una parte del el barco vamos a reposar.

Los camarotes de proa tienden a ser la opción mejor para reposar, así sea que estemos fondeados o en puerto, puesto que tienden a ser los camarotes mucho más secos y ventilados del barco.

Camarotes en pequeñas embarcaciones de recreo

Aquí es donde brotarán muchas inquietudes. En el momento en que veáis esas barquitas amarradas en los muelles de los puertos, varios de nosotros les diréis, es realmente difícil tener donde reposar, pero hay

En todas y cada una de las embarcaciones de recreo, excepto embarcaciones que estén destinadas a un solo día de empleo, existe por lo menos un camarote bajo cubierta.

Problemas

  • Bastante tiempo: Esto va a depender bastante de tu puesto, pero la regla es trabajar un mínimo de 8 a 14 horas cotidianas. Estas horas no van a ser continuas, sino se van a dividir en todo el día. Ciertas situaciones empiezan a las 6 am, al tiempo que otras tienen la posibilidad de finalizar a las 2 am.
  • Melancolia: El sentimiento de tristeza por estar lejos de casa es común en varios pasajeros, pero básicamente en esos que son nuevos en el barco. Pasar tanto tiempo fuera de casa, lejos de la familia y los amigos es una dura situación con la que los pasajeros solteros y en matrimonio ​​tienen que estudiar a vivir.
  • El mareo puede ser un inconveniente: Si no andas habituado al mar, terminarás mareándote, especialmente si vas en pequeños cruceros. No es algo que ocurra de manera frecuente en los enormes navíos, pero puede pasar que la multitud se maree, especialmente cuando hay olas en mar adentro. Por suerte hay pastillas para batallar los mareos que dismuyen las afecciones.
  • Falta de intimidad: Vas a estar comiendo, haciendo un trabajo y socializando con pura tripulación. En la situacion de tu habitación, la compartirás con otra persona, normalmente alguien de otro país. Tampoco digo que vas a tener compañía en el momento en que desees estar solo, pero la mayoria de las veces vas a ver gente alrededor en el momento en que desees tu espacio.
  • Las cabañas son pequeñas: una situación que incordiaría a cualquier persona que padezca de claustrofobia. Muchas de estas habitaciones tienen lo básico, como un escritorio con televisión, un armario y espacio con limite en el baño. Esos con una situación mucho más alta van a tener el beneficio de una cabina para ellos solos y con un tanto mucho más de espacio.
  • Demasiadas reglas a proseguir: Desde el código de indumentaria, la cantidad máxima de alcohol para tomar al día, qué áreas no tienes que conocer, hasta cuánto va a durar tu momento de libertad son varios de los varios puntos controlados por las reglas para emprender. El incumplimiento de estas reglas puede ofrecer sitio a una observación por escrito o un viable despido y terminación de su contrato de trabajo.
  • Usuarios rigurosos: Salvo que tu situación no sea para interaccionar con los usuarios, deberás ver sus semblantes en todo instante. Lo común es tener usuarios contentos y sonrientes; la mayoría del tiempo es de esta forma. Tras todo, el punto es entretenerse en el crucero. Pero como no en todos los casos se está en el estado anímico conveniente en frente de una situación o acontecimiento concreto, va a haber usuarios enojados y molestos, y asistirlos a sobrepasar la situación en ocasiones va a ser un desafío.

*****************

Las unas partes de un triángulo

Los triángulos están formados por distintos partes que se forma

Hay:

MOZADORES DE BAR

Estos no atienden tras el mostrador, sino van a ir por la salón preguntando si deseas una bebida. Acostumbran a desplazarse por los distintos bares del barco y zonas mucho más visitadas como la piscina o el teatro, con lo que no te sorprenderá observarlos en distintas sitios y bares en todo el día.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *