Saltar al contenido
Inicio » Qué pasa si tengo un caracol en casa

Qué pasa si tengo un caracol en casa

Asimismo se estima que los caracoles, siendo animales increíblemente pausados, representan un estancamiento en los proyectos, con lo que si se impone esta creencia, lo mucho más posible es que haya personas que no los deseen, así sea en sus viviendas o en sitios de trabajo

La mayor parte de la gente se esmeran por conseguir la armonía en su hogar, lo que no se consigue solo mediante las buenas relaciones entre quienes conviven en exactamente el mismo espacio. La configuración asimismo juega un papel esencial. Para esto, se habitúa a “hacer” estilos que definan la personalidad y los deseos de quienes viven en esa casa o departamento.

En la búsqueda de la decoración “especial” se agregan elementos que bien tienen la posibilidad de representar un recuerdo o estimar determinar un estilo preciso. En medio de estos elementos (muy recurrentes en los hogares dominicanos) está el caracol, elemento muy representativo de la temática famosa como «náutico», «marino» o «marinero» que evoca el mar.

Si los hallas en tu casa, ¿qué tienes que llevar a cabo?

El USDA sugiere que al manejar caracoles o babosas, use guantes y se lave las manos después.

Si atrapas un caracol africano enorme, no lo sueltes en un ámbito ecológico y tampoco lo regales. Se aconseja que informe en el instante esta situación al departamento de agricultura de su estado o a la oficina del Servicio de Inspección de Sanidad Animal y Vegetal del USDA.

¿Cuál es el concepto espiritual de hallar caracoles en el hogar?

Disponemos un vínculo particular con los animales y está mucho más que claro en el momento en que, aparte de visitarnos, traen consigo fortuna y poder. Unos llegan volando, otros arrastrándose por el suelo, y eso es precisamente lo que sucede con los caracoles.

Hallar estos moluscos en el hogar tiene bastante que ver con su naturaleza, hay que estar relajado y dejar que se mueva. Es una señal de que requerimos un respiro.

Piedras

Deberás poner piedras en el terrario, no solo por el hecho de que estos animales precisan subir en ciertos sitios, sino más bien por el hecho de que precisan el calcio que ciertas de ellas aportan para el acertado desempeño de su organismo.

La primera cosa que tienes que saber es que si deseas criar caracoles en el hogar para venderlos como alimento, no todos son comibles. Por otra parte, los caracoles son hermafroditas, con lo que no deberás seleccionar entre machos y hembras por el hecho de que no hay.

Verduras que comen los caracoles

Los más destacados alimentos para tu caracol son las verduras de hoja verde como la lechuga, la col, la acelga, el trébol y el cardo. Más allá de que es buen alimento y les gusta mucho, proporcionarles lechuga en enormes proporciones constantemente puede ocasionarles inconvenientes digestibles y diarrea. Tu nutrición ha de ser vegetal y cuanto mucho más diferente mejor.

Aparte de las plantas y hojas frescas, las verduras como la zanahoria, el tomate, el brócoli y el pepino son idóneas. En la situacion de las frutas: manzana, plátano, uva, pera o fresa. Cualquier verdura que uses frecuentemente para la ensalada, como el canónigo o la escarola, te resultará exquisita. Otros alimentos que comen los caracoles son algas y queso. Evite las frutas cítricas, el mijo, la pasta y los alimentos ricos en almidón. Tampoco tienes que ofrecerle jamás alimentos con sal o azúcar, en tanto que son peligrosos para su salud.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *